miércoles, 2 de agosto de 2017





El amor en los tiempos
                                 del Pami

El bastón y la renguera
no serán impedimentos
pa’ tener sexo violento
con algún viejo atrevido
que tenga por bien vivido
lo que lo ha dejau contento.

          Es cierto que con los años
          las cosas se hacen más lentas
          pero si alguien me calienta
          al Katresutra recurro
          y entre besos y susurros
          la libido se fermenta.

El hombre se priende al viagra
la mujer, al  lubricante
para llegar al instante
del orgasmo placentero
y allí comienzan los -pero-
que agobian a los amantes.

           Ya desnudos y en la cama
           nos besamos flaccideces
           como tantas otras veces
           pasados de calentura
           acomodamos posturas
           y el gran impulso aparece.

Ya está todo preparado,
-no somos tan exigentes-
estoy estrenando dientes
una prótesis divina
(con ella muerdo en esquina)
para evitar accidentes.

          Siento el temblor de su boca
          acercarse a lo profundo
          tenemos  breves segundos
          para dar justo en la nota
          así que beso su chota
          para evadirme del mundo.
  
Entonces, la puta madre
mis dientes plastificados
se sueltan desaforados
y en esa pija blandengue
para armar flor de cachengue
quedan apenas colgados.

            Mi amigo no entiende nada
            mira mis labios hundidos
            un desgarrador quejido
            anuncia el  triste final
            todo termina muy mal
            y yo, sin haber cogido.






   Cosas  de viejos


Qué pasa con la diabetes
la artrosis y la presión
¿qué pasa si el corazón
resigna algunos compases?
Aunque hoy la pena rebase
tendremos otra ocasión.

Somos hoy, este momento
y lo que cada uno quiera
aquí traigo, en bandolera
cruzada una fantasía
y te ofrezco mi energía
para perseguir quimeras.

¿Sabés qué? No somos bolsas
de vísceras y de quejas
somos vivencias complejas
somos dos libros de cuentos
y al final, el argumento
nos convierte en moralejas.

No quisiera ser tu noche
con las manos indecisas
prefiero besar sin prisas
adorarte sin motivos.
Sería  significativo
encontrarnos en la risa.

Vos y yo, somos hermosos
tiernos,  perfectos, vibrantes
y tenemos por delante
el tiempo de lo posible.
Si el amor está visible
no habrá catre que se aguante.

             Soy la vieja
que pasea
              de la paja                 
al mal humor
               no me mates       
de abstinencia
               mátame haciendo          
el amor.



                                          Yosy Rodriguez
                                        9 de julio de 2016





                                        

Tengo (Serie de poemas)







        I
tengo
un antiguo dolor acurrucado
un miedo
que me juega a la escondida
tu nombre
como un lamento irrespirable
y eso
que sólo a veces
te recuerdo


        II

tengo
subidos a la cabeza
a la espalda
a os hombros
colgados de los brazos

                   sobre la piel
                   me tejen otra piel
                  de lanas desahuciadas
                  de hilos harapientos

y luego los adornan
con momentos brillantes
con amores felices

                  bipolares
                  cambiantes
                  imprevisibles

me fueron torturando 
las neuronas
se implantaron solitos 
en mi médula

                 me dieron todo
                 y luego se fumaron mis proyectos

los tengo en todas partes
hasta alguno caído en un zapato

                 y sigo sin saber
                ¿que hago con tantos años?



                     III

tengo miedo 
de la piedra obstinada
que me obstruye el camino
y tropieza connmigo
una y otra y otra vez

               de mis besos que se escurren
               en las letra de tu nombre

de mi sombra que te busca
y nos pierde

               de tus brazos que se extienden
               y  no alcanzan
               no me alcanzan


de quererte 
todo el tiempo
todo el miedo

               tengo miedo
               de que alguna vez me quieras


           
                      IV

tengo
un desborde de deseos
en el cuerpo

               un sueño de amor
               muchos amores
               asomando desde cada pliegue

vibran dentro mío
espacios para llorar
rincones para reír
fotos en la cabeza
que me alborotan  
el avispero de la nostalgia

               amo
               tanto mucho todo y más
               y siempre es para siempre

convivo
con el corazón al borde
del estallido

               con la pasión que me abrasa                 
               que me ampolla las manos
               pero que no me consume
               pero que no se consume

por eso escribo



                          




lunes, 31 de julio de 2017

Por ser mujer


           


por ser mujer

soy la madre que te parió
y la concha de tu madre
la de tu hermana
hasta la de la lora.

te di la  vida
me doy la vida

te amo
no te pertenezco
te doy  todo
lo que  sigue siendo mío

soy la puta
la maestra
la jubilada
la bisabuela
la costurera
la sirvientita
la que escribe versos
la portera del colegio 


tenemos en común
con  tantas otras
la imagen de  nuestros sueños arrastrados
el guiso  inventado  de casi nada
cuando el fin de mes
se adelanta al monedero
el rol de sostén de familia
de consejeras
de referentes


hemos caminado juntas
   muchas veces sin conocernos

soy militante
soy mapuche wichi toba quom

soy la que se desangra
en abortos clandestinos

soy Milagro Sala
soy  Eva Analía de Jesús,  Higui
soy la Pepa Gaitán

soy la que muere cada 18 horas
soy el foco de incendio
que el neoliberalismo
no puede sofocar.

            Yosy Rodriguez            



NOCHE DE LETRAS 2.0



ROSA ESTER RODRÍGUEZ CANTERO CON HÈCTOR LARREA

TRES EN UNA NOCHE

FLOR DE POEMA